Garrotxa Cultour - Página Principal

Menú Inicio
Punto de interés patrimonial

Parajes de la Moixina

  • Parajes de la Moixina
  1. A+
  2. A-

Descripción

La fuente Moixina está rodeada de un paisaje de una belleza singular. Fue reconstruida en 1890 con piedra volcánica y con un estilo romántico y elegante. Tanto la fuente Moixina como la fuente Bufaganyes, en el mismo entorno, han sido declaradas Bien Cultural de Interés Local por su valor histórico, paisajístico y popular. De hecho, en los parajes que rodean esta fuente, el conjunto del agua, los caminos y la vegetación ofrecen perspectivas de luz muy diferentes en función de la época del año, pero también dependiendo de la hora del día y el punto desde donde el sol los ilumina. Por esta razón, desde finales del siglo XIX, fueron fuente de inspiración para pintores paisajísticos, como por ejemplo los de la escuela de Olot, y todavía hoy continúan siendo paisajes escogidos por pintores de todos los lugares. Este paisaje se caracteriza por la singularidad de los robledos húmedos que representan una muestra de lo que habían sido los bosques de las llanuras de Olot. Por otra parte, el clima húmedo de la zona también permite la existencia, al sotobosque, de especies de flora extremadamente raras al sur de los Pirineos. Entre los elementos de interés más destacables de los parajes de la Moixina está la capilla de la Mare de Déu de la Salut de la Moixina, que fue quemada en el año 1936 y reconstruida en 1942, gracias a las aportaciones de artistas de Olot. Igualmente, tenemos que remarcar los humedales, con una rica variedad vegetal y animal. Todo sin olvidarnos de la arboleda monumental del Parc Nou, formada por robles carvallos, bojes y acebos.